Conoce las generalidades básicas de la Homeopatía

Conoce las generalidades básicas de la Homeopatía

La homeopatía se refiere a un método con orientaciones terapéuticas utilizado para restablecer la salud de un paciente.

Esta rama de las ciencias médicas tiene como principio la ley de la similitud, la cual sostiene que:

Si una sustancia es capaz de generar una serie de síntomas en un individuo sano, de igual forma esa misma sustancia en dosis mínimas puede curar síndromes en un individuo enfermo, activando las defensas del organismo y ayudando a contrarrestar el padecimiento.

 

Origen

El médico Samuel Hahnemann (1755-1843) de nacionalidad alemana, es conocido como el fundador y padre de la homeopatía. Él enunció su teoría a finales del siglo XVIII.  Los medicamentos utilizados en este tipo de terapias proceden esencialmente de sustancias minerales,  de origen animal y de algunos extractos vegetales.

Con cerca de 200 años, esta práctica es reconocida como un instrumento terapéutico seguro que hoy día cuenta con miles de especialistas calificados en todo el mundo y millones de pacientes que avalan su gran eficacia.

 

Para qué es utilizada

Este revolucionario método se indica principalmente para tratar algunas afecciones como cefaleas y trastornos digestivos. Aunque los especialistas afirman que existe un tratamiento homeopático para cada tipo de afección en cualquier órgano y aparato.

Incluso trabaja los trastornos psicosomáticos y anímicos, gracias a la acción estimulante del sistema inmunológico. Esto favorece nuestra capacidad para combatir enfermedades infecciosas. No obstante, no puede erradicar los agentes patógenos causantes.

No está indicada para enfermedades de mayor gravedad como el cáncer, ni probada para combatir tumores o psicosis. Aunque existen personas que aseguran se han curado con tratamientos de homeopatía.

 

¿Tienen algún efecto adverso o secundario estos tratamientos?

Los medicamentos homeopáticos que se utilizan para cualquier tratamiento común se suministran en bajas concentraciones. No tienen ninguna toxicidad o efecto adverso en los seres vivos. De manera que su administración es segura para todas las edades, es decir, a partir del nacimiento e incluso durante el embarazo.

Es posible que al comenzar un tratamiento homeopático los síntomas que presenta el paciente se intensifiquen de forma transitoria. Generalmente este efecto se produce  dentro de los primeros 10 a 15 días del tratamiento de una afección o enfermedad crónica.

Este fenómeno es normal, leve y breve, lo cual podría ser indicativo de que el tratamiento es el correcto. Pues en general luego se manifiesta una mejoría clínica y sintomática del paciente.

¿Cuánto puede durar un tratamiento?

La duración va a depender principalmente de las características de la afección a tratar. De la gravedad de la misma y su antigüedad.

Otro aspecto que influye se refiere a la  buena vitalidad del enfermo. La capacidad de respuesta ante las recetas que haya tenido previamente. Cabe destacar que su eficacia suele ser mejor en infantes y en pacientes sin otro tipo de medicación previa.

Su tiempo de acción puede variar de horas a días en aquellas afecciones agudas. En cambio para el caso de enfermedades crónicas demora en manifestarse hasta en un mes. Esta mejoría se presentará de forma progresiva, y pueden presentarse algunos altibajos.


Comments are closed.